PRODUCTOS QUE PRESENTAN DEFECTOS EN LAS ADVERTENCIAS DE SEGURIDAD Y EN EL ETIQUETADO

PRODUCTOS QUE PRESENTAN DEFECTOS EN LAS
ADVERTENCIAS DE SEGURIDAD Y EN EL ETIQUETADO

Es un hecho que el carácter defectuoso de los productos puede presentarse por fallos en su etiquetado o en las advertencias contenidas en su embalaje o en las instrucciones, advertencias o señales contenidas.

Cualquier perjuicio que pudieras experimentar a causa de esos fallos o imprecisiones, pudiendo en buena lógica haber sido evitado de haberse incluido instrucciones o etiquetas razonables, podría conllevar la interposición, por tu parte, de una Demanda por daños derivados de productos defectuosos.

» Deberes de información de los fabricantes, importadores y distribuidores

Dos son, en esencia, las obligaciones de información de los agentes involucrados en el proceso de comercialización de los productos que podemos encontrar en los establecimientos abiertos al público (sean estos físicos o virtuales):

  • En primer lugar, es preciso que advierta a los usuarios del mismo sobre los peligros, aparentes u ocultos que éste pudiera revestir.
  • En segundo lugar debería indicar, mediante las debidas instrucciones, la forma adecuada de emplearlo de modo seguro y evitando los peligros que de él podrían derivarse.
Leer:   PONTE ALERTA CONTRA EL ACOSO SEXUAL EN TU LUGAR DE TRABAJO

Así, por ejemplo, en el caso de que un determinado aparato mecánico tuviera cierta tendencia a experimentar un sobrecalentamiento por su empleo prolongado, sería preciso informar sobre ello en sus instrucciones, indicando la necesidad de permitir momentos de descanso entre uso y uso.

Este deber de información se extiende mientras la Compañía continúe comercializando el producto, completando las instrucciones y advertencias con los nuevos conocimientos que pudiera tener sobre el mismo.
En este sentido, si tras comercializar el producto la Compañía advirtiera que su empleo puede conllevar ciertos riesgos no previstos inicialmente, deberá incluirlos en los nuevos etiquetados e instrucciones.

Las advertencias e instrucciones deben ser lo suficientemente claras, específicas y explícitas como para que los usuarios puedan comprenderlas con facilidad, debiendo encontrarse emplazadas en un lugar en el que puedan ser advertidas sin dificultad por parte de éste.

Además, éstas deben encontrarse debidamente traducidas al castellano, si bien en algunos casos se recogen iconos, figuras y símbolos que permiten que incluso personas con reducido conocimiento de nuestra lengua puedan entender los peligros derivados de ese producto.
Responsabilidad por defectos en las instrucciones o el etiquetado

Leer:   VENDEDORES DE LA ONCE: COMPATIBILIDAD CON INCAPACIDAD PERMANENTE ABSOLUTA

Como ya hemos adelantado, si el consumidor o usuario del producto en cuestión hubiera sufrido algún tipo de daño por no haberse indicado debidamente las contraindicaciones o peligros que el mismo podía revestir, podría interponer una reclamación por los daños sufridos que le permitiría obtener una compensación económica para paliar esos mismos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Subir

Consultasderecho.com. Utiliza cookies para asegurar la mejor experiencia en la página web y garantizar un rendimiento impecable. Más información